Imprimir

México es uno de los países más competitivos para la inversión productiva a nivel internacional debido a su estabilidad macroeconómica y política, baja inflación, tamaño y fortaleza de su mercado interno, tasa de crecimiento económico y su capacidad para generar manufactura avanzada (productos de alta tecnología). México es una economía abierta que, a través de su red de acuerdos de libre comercio, garantiza el acceso a mercados internacionales.

El país ofrece costos competitivos y una posición geográfica estratégica. También cuenta con capital humano joven y altamente calificado. Asimismo, la apertura comercial de México ha beneficiado a los mexicanos, no sólo en la generación de empleos, sino también en la promoción de sus productos y servicios en los mercados internacionales. El sector industrial mexicano se ha favorecido por los acuerdos de libre comercio y complementariedad económica que ha celebrado el país en los últimos años.

En la actualidad, México ofrece múltiples oportunidades, gracias al compromiso del gobierno del presidente Enrique Peña Nieto por promover reformas que mejoren el ambiente económico del país. Por esta razón, el gobierno federal ha delineado cinco objetivos fundamentales: construir un México en paz, promover un México más inclusivo, con más educación de calidad, más próspero y consolidar al país como un actor global responsable. Hoy es el momento de México.

El país tiene una oportunidad histórica para realizar un cambio profundo que permita apuntalar su desarrollo integral en las próximas décadas. En este contexto, las condiciones son idóneas para transformar y mover a México hacia adelante; hacia un futuro lleno de oportunidades.

Más información en: http://www.promexico.gob.mx/