A efecto de facilitar el traslado o internación de un cuerpo o cenizas humanas a México, es necesario visar y certificar los siguientes documentos en el Consulado de México que corresponda al domicilio del/la finado/a o de la funeraria, para ser presentados ante las autoridades sanitarias mexicanas:

1. Acta de defunción que especifique la causa de muerte y lugar de destino final correcto. Si la causa está pendiente/diferida, se debe presentar la carta del forense certificando si la muerte no fue ocasionada por enfermedad contagiosa.

2. Permiso de traslado internacional otorgado por el Departamento de Salud, especificando el lugar del destino final correcto.

3. Certificado de embalsamamiento o cremación, firmado por el embalsamador o cremador, con su número de licencia.

Los documentos deben ser presentados en original y una fotocopia, acompañados de su traducción al español escrita en papel membretado de la funeraria, o traducción certificada por Notario Público.

Es importante que el nombre del/la finado/a aparezca por lo menos en la sección del “aka” (also known as) como viene en su acta de nacimiento mexicana, es decir: nombre, apellido paterno y apellido materno. De igual forma el nombre de los padres.

El trámite es gratuito y generalmente lo realiza la funeraria ante el Consulado. El horario de atención al público es de 7:00 a.m. a 1:00 p.m. de lunes a viernes, y se entrega el mismo día.

Si el cuerpo o cenizas será enviado a la Ciudad de México, D.F. se requiere el certificado de defunción mexicana. Si el cuerpo o las cenizas llegan al aeropuerto del D.F. en tránsito hacia otra ciudad, el certificado de defunción debe ser apostillado.

 

Redes Sociales