Estrechan vínculos el Consulado General de México en Nueva York y la Universidad de Rutgers-Newark

Nueva York, N.Y a 09 de febrero 2018

El 8 de febrero de 2018, Consulado General de México en Nueva York y la Universidad de Rutgers en el estado de Nueva Jersey, suscribieron un Memorándum de Entendimiento con el objetivo de unir esfuerzos que fomenten oportunidades educativas y académicas para la comunidad de migrantes mexicanos, sin importar su estatus, y mexicoamericanos en el área de Nueva Jersey. El documento fue firmado por el Cónsul General de México, Diego Gomez Pickering y la Canciller de la Universidad de Rutgers, Doctora Nancy Cantor.

El acuerdo igualmente busca ofrecer asistencia legal gratuita y una mayor presencia de los Consulado sobre Ruedas en el campus universitario, para que los servicios consulares sean más accesibles a los mexicanos en la región.

Durante la ceremonia, el Cónsul General destacó que esta alianza construye puentes y testifica que no hay barreras. Por su parte, la Canciller de la Universidad de Rutgers, reiteró el compromiso de la universidad con los migrantes y el esfuerzo incansable por vincular el conocimiento con las comunidades para proteger sus derechos y aumentar su participación social y política.

El Memorándum es piedra angular y parteaguas en la relación entre el Consulado General de México y la Universidad de Rutgers – Newark.  Consolida el papel de Rutgers en la promoción de la educación de estudiantes mexicanos y expande la presencia del Consulado en el estado, lo que facilita la atención y defensa de los más vulnerables.

Participaron también, John Gunkel, Vicecanciller de Programas Académicos; Ingrid Renderos, Directora de Vinculación Académica; Nannette Bouvier, Directora del Programa de Lenguas; y miembros de la facultad de la Universidad como Arturo Osorio, Janice Gallagher y Randi Mandelbaum.

Para concluir, estudiantes beneficiarios del programa de IME-Becas en Rutgers, señalaron que esta colaboración del Consulado General de México en Nueva York y la Universidad les permitió cumplir sus sueños y continuar soñando, haciendo realidad las esperanzas por las que migraron sus padres.